DANZA DESCALZA introduce a las mujeres en la expresión de su femineidad a través de la danza del vientre. Pone en juego la creatividad y libera la sensualidad que caracteriza a esta danza y que cada mujer lleva dentro, dando seguridad y fortaleciendo la autoestima. Apta para mujeres de toda edad y cualquier contextura física, esta danza se adapta al deseo y la necesidad de cada una.

La danza es un lugar donde podés liberar tus sentidos. Un lugar donde tu sensualidad femenina se desarrolla, transformando tu ser en belleza y virtud.

Bienvenidas, Laura Martínez.

Visitame en Facebook: Danza Descalza danza del vientre
(http://www.facebook.com/pages/Danza-Descalza-Danza-del-Vientre/151939171537278)


2/9/09

Artículos - Danzas Folclóricas Árabes - HAGGALA

Danzas folclóricas árabes

Las danzas folclóricas árabes se caracterizan por ser improvisadas y aprenderse por imitación entre las generaciones familiares. Entre ellas encontramos la danza Saidi, del Said, sur de Egipto; la danza Nubia, del sur de Egipto y norte de Sudán; la danza Khaligi, del Golfo Pérsico; la danza Haggala, entre otras. Algunas de estas danzas son femeninas, otras son bailadas por hombres y mujeres, unas se bailan de manera grupal y otras de manera individual. Muchas de las danzas folclóricas han sido dadas a conocer por Mahmoud Reda, bailarín y coreógrafo egipcio que viajó por Egipto recopilando material sobre las danzas vistas en las diferentes regiones del país, y quien luego las llevó al teatro con su ballet, la Troupe Reda, de manera estilizada y tergiversada ya que la bailan coreografiada y en grupo.

Al-Haggala

Se denomina Haggala tanto a la danza como a la ceremonia en la cual se baila y a la misma bailarina. La palabra Haggala viene del término “hagl”, que significa salto, y esta danza se caracteriza por tener saltos dentro de sus pasos típicos. No se trata de una ceremonia musulmana sino que es una práctica beduina, es decir, de los árabes nómadas del norte de África, cuyo dialecto es el bereber. Se realiza en el desierto noroccidental de Egipto, en la frontera con Libia, más precisamente en los oasis de Siwa, en el área de Mersa Metruh, y también se ha visto en el oeste de Libia.

La ceremonia

Se dicen muchas cosas sobre la ceremonia del Hágala.
Según Shokry Mohamed, músico y bailarín egipcio, se trataba de una ceremonia nupcial en donde la mujer escogía a su marido en el mismo acto de danzar. Shokry cuenta que se citaba a todos los hombres solteros del pueblo en algún lugar público, en donde se ubicaban en hilera o semicírculo y la muchacha, la jagalera, bailaba para ellos mostrando todas sus virtudes. Su danza era algo así como una (re)presentación de sus virtudes como mujer y esposa, por lo tanto debía mostrar recato, belleza, talento y fuerza. La jagalera danzaba al ritmo de palmas, tambores y cantos, con el rostro cubierto por una fina tela transparente desde la cual podía ver sin ser vista. Durante la danza se desplazaba a lo largo de la fila de hombres, llamados kefafin, y en este acto hacía su elección. Al escoger a uno se colocaba frente e él y le bailaba alrededor con las manos entrelazadas en forma de cruz, símbolo de que era el elegido, o bien se desplazaba con giros en su eje hasta quedar arrodillada ante él. En ese momento el joven le ofrecía un obsequio como alguna joya y ella a su vez a él; si el obsequio del hombre era aceptado por la muchacha ésta se quitaba el velo de la cabeza y él a su vez la envolvía con el suyo dando así por realizada la unión, si no iba en busca de otro. No se sabe a ciencia cierta si esto ocurría así pero lo que es real es que actualmente no se realiza; los matrimonios son arreglados de antemano y se contrata a una bailarina profesional que simula el viejo ritual con el líder de los kefafin, ya que está mal visto por el Islam que las mujeres bailen frente a desconocidos. De hecho, en los oasis de Siwa y en general en Egipto y los países árabes, los hombres y las mujeres festejan por separado en las celebraciones populares y familiares. Actualmente en Siwa las mujeres festejan con cantos y danza, ubicadas en ronda mientras una o dos bailarinas se ubican en el centro y danzan al compás de los cantos, las palmas y los toques de panderos, ejecutados por otras mujeres. Los hombres no entran allí.
Farida Fahmy, una de las primeras bailarinas que tuvo el ballet de Mahmoud Reda, cuenta que a mediados de los años ’60 acompañó a Reda a una investigación de campo en el noroeste egipcio y fue testigo de una festividad popular en donde una bailarina fue convocada a bailar con los habitantes varones de la comunidad. La muchacha tenía su rostro y cabeza cubiertos con una fina tela transparente y había agrandado sus caderas con telas fruncidas. Los hombres, formados en grupos y ubicados en semicírculo hombro con hombro, cantaban y batían palmas mientras la bailarina movía sus caderas al compás, desplazándose de grupo en grupo. Los diferentes grupos de hombres competían entre sí a ver quién ponía más ánimo para la danza de la bailarina, quien se acercaba al grupo que ponía más júbilo, logrando de este modo una interacción entre los participantes. Lo observado en esta exposición fue llevado al teatro por Mahmoud Reda, de forma más estilizada. A su vez, las danzas Haggala que se han bailado luego se han inspirado en la ya tergiversada versión de la Troupe Reda.
Farida no cuenta cuál era el motivo de dicha ceremonia, pero según otras suposiciones, podría tratarse también de ritos de iniciación a la edad adulta de una joven mujer, ya que algunas de las letras de las canciones cantadas por los kefafin, hablan de las virtudes de la joven que pronto se convertirá en una mujer y de lo buena esposa y madre que será.

La danza

La danza Haggala es una danza femenina, individual, y pélvica. Se utilizan prácticamente todos los movimientos de cadera de la danza del vientre pero varía su calidad y cadencia. La calidad es a tierra y la danza es bien ligera, vivaz y enérgica. Los movimientos típicos son las rotaciones y vibraciones de la cadera y también se utilizan saltos, giros y mucho desplazamiento. Prácticamente no se utiliza el torso y los brazos no hacen figuras independientes del resto del cuerpo si no que se limitan a marcar los golpes de la cadera.
Los golpes se caracterizan por ser muy enérgicos y marcados, para lo cual se resaltan las caderas con minifaldas con volados pomposos.

La música

No se conocen ritmos específicos para la danza Haggala, lo cual no quiere decir que no los haya, pero en las versiones estilizadas se utiliza básicamente los ritmos malfuf y fazzani, aunque bien pueden ser utilizados ritmos como el falahi y el karachi.
En la versión estilizada de la Troupe Reda y en las versiones que se basaron en ella se ha utilizado una canción con ritmo de malfuf, orquestada y cantada por un cantante solista y coros femeninos, pero también es muy bailada con los ritmos antes mencionados, tocados por instrumentos de percusión sin orquestación melódica o con ella.
Los instrumentos de percusión más usados en el norte de África son el duf o bendir, pandero grande de sonoridad grave, sin chapas.
El zagareet es un grito muy utilizado por las mujeres egipcias que funciona como arenga a la bailarina.

La vestimenta

En las versiones estilizadas de esta danza se utilizan trajes enteros basados en túnicas y velos largos que cubren el pelo, y el toque característico es una sobre falda corta con uno o dos volados debajo de las cuales suelen colocarse cintos acolchados para resaltar las caderas dándoles más volumen, además usan zapatos.
Tradicionalmente se han visto retratos de mujeres del Magreb, norte de África, vestidas con túnicas largas y en las caderas una bufanda atada. Es típico del Magreb que las gitanas se adornen de pies a cabeza con tobilleras, pulseras, collares, aros y hasta joyas en la nariz y cabeza. Originalmente las mujeres bailan descalzas.
En pinturas de viajeros europeos que anduvieron por el norte de África en el siglo XIX, se ve a mujeres magrebíes bailando con armazones que aumentaban el volumen de sus caderas. En varias danzas beduinas de los oasis egipcios se recurre al recurso de colocar almohadones debajo de las polleras para lograr el mismo efecto.

Laura Martínez (ISA)
http://www.danzadescalza.com.ar

Fuentes

Textos
Libro La Danza Mágica del Vientre, capítulo VI “Otras danzas” y capítulo VII “La mujer y la danza”, Shokry Mohamed.
Revista Danza Oriental, artículo “Otras danzas, Haggala”, Shokry Mohamed.
Libro La Danza del Vientre, capítulo “Estilos folclóricos, Jagala”, Dévorah Korek.
Sitio oficial de Amir Thaleb, artículo “El hagalla”.
http://www.amirthaleb.com/elhagalla.asp
Sitio oficial de Farida Fahmy, artículo “Al-Haggala”.
http://www.faridafahmy.com/haggala.html

Videos
El Hagalla / Reda Mahmoud
http://www.youtube.com/ / Haggala
Azza Sharif - Parte 1
http://www.youtube.com/watch?v=WWB7CzuLsw4
Azza Sharif – Parte 2
http://www.youtube.com/watch?v=KIjioPW0brU&feature=related
40 Days & 1001 Nights, a musical documentary film by Tamalyn Dallal, parte “The Siwa Oasis of Egypt”
En este video podrán observar el ambiente en el que viven las personas de Siwa, observar sus danzas masculinas y femeninas, su música y sus vestimentas, sus trabajos, los recursos de los que viven, los ambientes donde viven, etc.

No hay comentarios: